martes, 6 de noviembre de 2007

CESAR CALVO: EL POETA


"AYUDAME A QUEDARME CUANDO ME ENCUENTRE LEJOS..."

Si me preguntaran quien ha sido el escritor mas
influyente de mis actividades artísticas este sin lugar a dudas
y con el mas grande agradecimiento y reconocimiento es el señor Cesar Calvo Soriano; un notable escritor peruano nacido en la ciudad de Iquitos. Uno de esos creadores amante del camino y de las aventuras.

Considerado en la actualidad como uno de los mejores escritores hispanoamericanos Cesar Calvo apareció a lo grande en la escena intelectual peruana a los veinte años de edad, cuando su primer poemario “Carta para el Tiempo” recibe una Mención Honrosa en el primer Concurso Hispanoamericano de Literatura, ese mismo año compartió junto a Javier Heraud –otro genial poeta peruano- el primer premio del Concurso “El Poeta Joven del Perú” con el poemario “Poemas Bajo Tierra” a partir de entonces seguirían otros títulos así como diversos reconocimientos a su labor creativa, destacando entre ellas el Premio Nacional de Poesía en 1975.

Dueño de una prolífica creatividad literaria así como de un inconfundible estilo poético que toma lo esencial de la vida, Cesar Calvo incursiono en la música, la declamación (fue declamador exclusivo de César Vallejo a pedido de la viuda del poeta), el periodismo, el cine y la televisión. Dentro de la música muchas de sus creaciones fueron tomados por renombrados músicos y cantautores nacionales; algunos de ellos fueron: Jorge Madueño, Raúl Vásquez, Eva Ayllón, Susana Baca, Cecilia Barraza, Miki Gonzáles y Chabuca Granda con quien cultivo una gran amistad. Entre los artistas internacionales que tomaron sus composiciones se encuentran Pablo Milanés, Silvio Rodríguez, Mercedes Sosa, Raphael, el fundador del grupo británico “Talking Head” David Byrne y muchos más.

El mismo decía que su poesía estaba hecha de mucha gente, de todos… de la vida misma. En una entrevista contó que empezó a escribir poesía cuando vio que su abuelo se moría, escribió un texto que nunca entrego y que cuando fue descubierto por su madre y hermana, él al verlas llorando por su poesía, decidió que se volvería poeta por sadismo.

Dicen los que tuvieron la suerte de ser su amigo que él era dueño de un alma solidario y de un espíritu amistoso. Un hombre siempre dispuesto y lleno de alegría, se dice también que era un gran narrador oral, dueño de una gracia ingeniosa y particular. Cesar era dueño de un especial encanto para con las mujeres y se cuenta que su presencia eran tan arrolladora como su misma poesía.

Sin embargo era a la vez un poeta comprometido con sus férreos ideales, su lucha por la igualdad, sus esfuerzos y gestas con las comunidades andinas y amazónicas su acercamiento a la cultura negra de la costa peruana, etc.
Para mi sus textos: poemas, artículos, novelas y entrevistas fueron el modo particular de cultivar una amistad onírica, dentro de ese tiempo que no es nuestro tiempo, dentro de un sueño que era a la vez parte de una realidad.
Cesar calvo llego hasta mí a través de un libro en particular, un libro que me lleno de palabras sabias, que me mostró que la selva amazónica no es solo un lugar para fotografiar o aprovechar sus riquezas, sino que ante todo es un mundo: OTRO.


LAS TRES MITADES DE INO MOXO” y otros brujos de la amazonia.

Un libro que nos habla de la amazonía y de que esta sigue siendo un mundo ignorado y constantemente agredido, explotado y negado. Las tres regiones del Perú: Costa, Sierra y Selva se muestran dentro de este libro enlazados gracias a la presencia de un personaje enigmático y sabio, don Manuel Córdova o Ino Moxo, quien gracias a sus vicisitudes y vidas múltiples logra unificar culturas y contextos diversos de un país pluricultural como el Perú.

Por otro lado dentro de la novela esta presente el ritual de la toma del Ayahuasca que es un instrumento para conocer en forma más profunda otro tipo de realidad pues a través de ella la lógica del mundo corriente es sustituida por una lógica visionaria. Cesar Calvo nos habla de la sabiduría de los indios que aun conservan una relación armoniosa con las plantas y se propone de esta manera que el lector, se acerque e identifique una cultura distinta, aprendiendo y reconociendo sus distintas formas de expresión dentro del cual el shamanismo o la brujería asumen un rol importante.
Un libro donde (*) “La sabiduría milenaria se pone al servicio de un concepto distinto de la vida” un libro necesario para todos, sin distinción de fronteras ni de razas, un libro que va mas allá de la simple descripción del exotismo amazónico, un libro lleno de razones, de filosofía de selva, misterioso, minimalista y pleno de alegrías; hoy mas que nunca se hace necesaria una nueva edición para el deleite de las nuevas generaciones.

Mis necesidades de expresión encontraron en los textos de Cesar Calvo y en las revelaciones del Ayahuasca, el secreto de una sabiduría ancestral que es capaz de contrastar con el rostro cambiante de la realidad amazónica, asumiendo una vital importancia en lo ecológico, lo social, lo mágico y lo actual.

César Calvo, murió un 18 de agosto del año 2000, justo antes de concluir un ensayo poético titulado “Edipo entre los Inkas”, publicado póstumamente por el Congreso de la República del Perú. Un justo homenaje para un hombre que simbolizaba poesía y calor amazónico.

Las historias de Cesar Calvo llevaron a mi alma a perderse entre las tribus y los bosques enmarañados a los que me transportaba a través de las palabras que iba leyendo y que a su vez eran palabras que a Cesar le habían llegado de los ancianos, desde lo mas profundo de la selva y al igual que él, “escuchaba calladito todo lo que se dice, mas calladito lo que no se dice...”

Comparto con ustedes algunos extractos de versos y textos del autor que en lo particular me sorprenden y fascinan.

“Hay cosas que merecemos conocer y que debemos ignorar. Todo es merecimiento.
Cada dolencia, cada enfermedad, viene al mundo tras de su remedio. Hay cuerpos que merecen ser uno con sus propias almas, limpios hasta que ni se notan sus junturas y hay otras que merecen el desequilibrio constante, siempre huérfanos de algo, metidos en sí mismos, como una cueva dentro de otra cueva. Como ciegos que además de ciegos fueran tuertos.
Incapaces de darle nada al mundo, sin jamás comprender, que las almas se alimentan de ofrendas, y que son mas conforme mas entregas, y conforme mas das, tu posees mas...”

De “Las tres mitades de Ino Moxo”
- existe el amor?, pregunto el hijo.
- La madre respondió:
-existe una sed que solamente puede saciarse bebiéndose a si misma.
-entonces tu eres el amor, dijo el.
- si, tu eres el amor, confirmo ella.

De “El sexo y otros dioses”


"Nunca creí poder amar a esta ciudad. Ahora la siento entrar y salir por mi sangre como un “veneno imprescindible”. Su lluvia, indecisa, mediocre, que tanto he despreciado, me parece ahora la caricia más tierna: como si estuviera tu piel en el aire"
De una carta escrita el 10 de agosto de 1962

Los niños en el cusco juegan descalzos
Sobre una ronda de botellas rotas,
Y crecen como escombros en los escombros,
Y son hermosos, ríen, piden limosna.

Yo me encontré con uno
Frente a la plaza
Y fue como encontrarme
Mi propia infancia.

Los niños del cusco cubren mi sombra
Y cuando llueve ni la luz me moja.
Los niños en el cusco son la ventana
Por donde entra cantando la mañana.

Yo me encontré con uno
Frente a mi alma,
Y se olvido sus ojos
Entre mis lagrimas…
De “Puerta de viaje”

Porque vivo siglos en el aire
Como un trapecio vació
Yendo y viniendo de lo que he sido
A lo que no seré
Porque en el aire habito
Como una respiración a medianoche
Como el aliento de alguien que no vivió jamás
Como la ultima mirada de un remo que prosigue
Ya sin brazos, remando
Porque escribo estas líneas
no solamente con mi vida
sino con el jadeo de todas las mujeres que me amaron
de todas las mujeres que murieron
y renacieron con el rostro vuelto hacia una feroz desolación
culpándome
porque con culpa escribo
con el lento rumor de tus ropas cayendo
en la penumbra de Ginebra
cuando aun era tiempo
y los relojes ignoraban el peligro
y sus agujas eran el abrazo
de un naufrago en profundidades dichosas
ayúdame a quedarme cuando me encuentre lejos.
Para Elsa antes de partir.

(*) párrafo extraído del texto de presentación del libro “Edipo entre los Inkas” editado por el Fondo Editorial del Congreso del Perú.



- Visita la pagina oficial de Cesar Calvo
http://www.cesarcalvo.8m.com/
-Video de Cesar Calvo recitándo un poema en el cumpleaños de su madre।
http://www.youtube.com/watch?v=ZzKYAtOtONM

http://www.youtube.com/watch?v=aDyktRgu6gs


- Video del cuento “El primer hombre no fue hombre…fue mujer” en compañía de Manuel Miranda.
http://www.youtube.com/watch?v=QlDBboiG1yY

2 comentarios:

  1. Amigo Rafo,como siempre una alegria saber de ti y disfrutar de tus poetas.Desconocía a este señor y me ha encantado descubrirlo.
    Es para hablar largo y tendido de sus versos.
    Se entiende que te haya influenciado,no es para menos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Maestro Rafo... Las Tres Mitades es para mi uno de los pocos libros capaces de acercarse al chamanismo y a la amazonía con verdad y a su vez, con gran calidad literaria... Sin duda uno de mis libros preferidos...
    Felicidades Rafo por tu blog!
    T invito a visitar http://kojudopolis.blogspot.com ...
    Ya te imaginarás de quién es....
    Un abrazo, K.

    ResponderEliminar